Publicaciones de la categoría: El tiempo y la temperie

El tiempo y la temperie (A-B)

El tiempo y la interperie

ABONAR [aboná] vbo.  abonanzar

Serenarse el tiempo.

Mañana, si Dios quiere y el tiempo abona,

comeremos higos de la Corona.  

  • También en DRAE (del lat. bonus ‘bueno’), como v. intr. aunque ya en su acep. 12 y remitiendo a abonanzar.

ACLARÓN [aklarón] nom. clara                          

Pausa de la lluvia en que se despeja el cielo.

SIN. clara (→candilazo).

  • De aclarar ‘disiparse las nubes’.

AGUÁ [aguá] nom.  aguacero abundante

Lluvia copiosa y duradera.

Nos cayó una aguá y nos pusimos pingando.

VAR. aguaje.

  • En el DRAE, aguada con otras acepciones sin referencia al tiempo, y aguaje ‘aguacero’ como de Amér. (MORÍNIGO ‘lluvia torrencial’ en Col., Ecu. y Gua.).

AIRE [áire] nom.  viento

Más aire que la puerta el Perdón.

FAM. airazo, arecino.

  • Según de donde sople, el aire puede ser →bajero, derecho, gallego o sevillano.

AIRAZO [airázo] nom.  ventarrón, ventolera

  • Aum. de aire ‘viento’.

ALAGAR [alagá] vbo.  inundar, anegar

Cubrir el agua un terreno.

Las aguaítas de abril caben toas en un barril;

 pero si el barril se quiebra, s’ alaga la Tierra.

  • Y no únicamente ‘llenar de lagos o charcos’ como indica el drae. Tomado del port., lengua en la que recibe significados tan parecidos como ‘cobrir de água, inundar, submergir, naufragar’. De lago.

ARCO DEL SEÑOR [árko del señó] nom.  arcoíris

Cuando llueve y hace sol, sale el arco del Señor.

  • Así en el folklore infantil.  En ZAMORA VICENTE: arco de Santiago (Mérida). En el refranero como arcoíris: Arcoíris al poniente, deja la yunta y vente.

ASENTAR [asentá] vbo.  serenarse

Calmarse el tiempo que andaba revuelto.

SIN. abonar.

  • Como se asientan o depositan en el fondo la materia sólida del agua turbia o revuelta. Lo contrario es revolverse el tiempo.

ATORMENTAO [atormentáo] adj.  tormentoso

  • Que amenaza tormenta el tiempo.

BAJERO [bahéro] adj.  solano

Se dice del viento de levante.

VAR. aire d´abajo.

SIN. pollero, pavero.

  • Por soplar de la zona baja del término situadas al este; considrado de mala ralea, de ahí los apelativos de poyero o pabero que se le aplican. (Como dicen los portugueses: “De Espanha, nin vento nin casamento”).

BARAÑA [baráña] nom.  cirro

Nubecilla blanca y ligera, de aspecto filamentoso.

FAM. embarañarse, embarañao.

  • Aunque de origen discutido y no bien precisado (tal vez veránea), se admite que el fonema inicial es etimológico. En este caso, la variante castellana maraña ‘maleza, enredo de hilos’ sería una alteración por nasalización de la bilabial inicial.

BRIRUJE [birúhe] nom.  rasca, gris

Frío penetrante, vientecillo muy frío.

Vaya un biruje que hace esta noche.

VAR. biruji.

  • Expresión coloquial (¡hace un biruje!) muy difundida en el habla popular y admitida ya en el DRAE: biruhe o biruhi. Empleada sobre todo en el sur de España, se considera que procede del caló barojil ‘frío’.

BLANDA [blánda] nom.  humedad

Especialmente la que en ocasiones refresca y suaviza el ambiente durante la canícula.

Limpiar sin aire y trillar con blanda es como joer sin ganas.

  • El DRAE localiza blandura en And. como ‘relente, rocío’ (En VENCESLADA ‘relente acuoso’).

BORREGUINO [borregíno] nom.  borrego

Nube pequeña, blanca y redondeada.

Borreguinos en el cielo, charquinos en el suelo.

FAM. emborregarse.

  • Son estas nubecillas como vellones de lana que semejan rebaños. En Drae, borrego ‘nube blanca, redondeada’, además de ‘cordero de uno a dos años’.

BURGUILLANA [burgiyána] adj.  tormenta del sur

Con fama de ser especialmente violenta y aparatosa.

Ser peor que una tormenta burguillana es ser sumamente malo.

  • Así  calificada por llegar de la dirección de Burguillos del Cerro, población situada al sur de Feria.

Arriba _________________________ Volver

Anuncios

El tiempo y la temperie (C-J)

CANDILAZO [kandilázo] nom.  aclarada, destello

Resplandor momentáneo del sol entre las nubes antes de ocultarse definitivamente.

Cuando el sol dio el candilazo, dije malo.

  • «En los amaneceres nublosos, al punto en que el sol hace su aparición, en determinados días  suele ocurrir lo que se denomina el candilazo: el cielo se abre y entre los nubarrones aparece el sol por unos instantes, mientras alumbra el paisaje con un cielo amenazador, dando lugar este hecho al dicho de no hay clara que no sea puta, expresión que denota la falta de confianza que ha de prestarse al tiempo en tales circunstancias». (MUÑOZ GIL, La villa de Feria). También en And. se dice del sol en la frase “dar candilazo“, cuando en un día espléndido aquel se cubre de pronto: Cuando vi que el sol dio candilazo, me dije “agua tenemos” (VENCESLADA). En DRAE: Arrebol crepuscular, además de golpe dado con un candil.

CARÁMBANO [karámbano] nom.  témpano

Trozo o capa de hielo.

Los charcos amanecieron cubiertos de carámbano.

FAM. encarambanarse, encarambanao.

  • Arrastrado por su etimología (lat. calamulu, dim. calamus ‘caña, palito’, a través del antiguo carámbalo), el DRAE lo reduce al ‘pedazo de hielo largo y puntiagudo’ que cuelga de un tejado o de un risco. Pero AUTORIDADES (1726-39), coincide plenamente con el sentido más amplio que mantiene en el pueblo: ‘El agua helada y cuajada con el rigor del frío, así en los ríos y lagos, como la que queda pendiente en los tejados y canales’. COBARRUBIAS (1611) distingue que el carámbano ‘es agua helada a modo de cristal […] que cuando cuelgan de las canales, de los tejados o de los riscos se llaman cerriones’.

CARIÑUELAS [kariñuélas] nom.  cabañuelas

Sistema para la predicción del tiempo.

  • Por influjo de garañuela ‘vencejo’ (con su variante local cariñuela, con la que acabó asimilándose). Mirando al cielo los catorce primeros días del mes de agosto: Uno, todo el año; dos, ninguno; tres, enero; cuatro, febrero… se predecía el tiempo medio del año siguiente.

CHAMBUÓN [chambuón] nom.  chaparrón

Chubasco intenso y repentino.

En mitad del camino cayó un chambuón y nos pusimos pingando.

  • De la raiz onomatopéyica chamb, que sugiere el golpe de la lluvia al caer sobre las plantas.

CHARCO (aire del) [chárko] nom.  poniente

Viento del que sopla del oeste.

SIN. derecho.

  • Es decir, del Océano que suele acarrear las ansiadas lluvias primaverales tan beneficiosas para los cultivos.

CORRENTÓN [correntón] nom.  torrente

Corriente impetuosa que sigue a la lluvia torrencial.

  • Aum. de corriente. En DRAE, correntón ‘amigo de corretear’.

CUERDA [kuérda] nom.  nubada, nubarrada

Lluvia que cae al paso de una nube por un lugar determinado a distinción de la lluvia generalizada.

  • Cortina de agua muy localizada en el tiempo y el espacio. Dedel port. corda-d’áuga ‘chuva torrencia e passageira’; también en Can. por influjo del mismo idioma: cuerda ‘lluvia intensa y fuerte en un corto espacio de terreno’.

CULEBRILLA [kulebríya] nom.  rayo, chispazo

  • En VIUDAS, culebrilla ‘relámpago’ y en Venceslada ‘cohetillo de muchachos, buscapiés. En DRAE, culebrina ‘meteoro eléctrico y luminoso con apariencia de línea ondulada’.

DERECHO [drerécho] adj.  poniente

Viento del oeste

Hoy es capaz de llover porque el aire está derecho.

VAR. aire del →charco.

  • Así se dice que está el viento cuando sopla del Atlántico.

EMBORREGAO [emborreegáse] vbo.  empedrado

Dicho del cielo: que se cubre de nubes pequeñas y blanquecinas como vellones de lana.

El cielo está emborregao, ¿quién lo desemborregará?…

FAM. emborregarse

  • De borrego (→borreguino).

EMPANDINAR [empandiná] vbo.  enaguazar enguachinar

Llenarse, saturarse de agua la tierra.

FAM. empandinao, empandiná

  • Del port. empandinar, por empazinar ‘hartarse en exceso, atiborrarse’.

FLAMA [fláma] nom.  bochorno, ardentía

Oleada de calor intenso, sequedad agobiante del estío.

FAM. flamazo ‘flama intensa’

  • El DRAE, mantiene flama como equivalente de ‘llama’, y desde 1992 como localismo propio de And. y Extr. con el sentido de ‘bochorno’ (calor sofocante, por lo común en horas de calma o por fuego excesivo). En efecto, es término que recogen muchos de los vocabularios locales de ambas regiones: En VIUDAS (Mérida, Hurdes) se define esta palabra como ‘oleada de calor ardiente que hay en los días de solana‘, y en VENCESLADA ‘el calor solar’ (Aunque estemos a la sombra, quema la flama del sol) incluyendo el aumentativo flamazo. Se trata de una antigua palabra registrada ya en AUTORIDADES (1732): «Lo mismo que llama. Es voz latina flamma. Se toma también por excesivo calor, ardor o bochorno». Del mismo modo en portugués, flama ‘chama, ardor, fogo intenso’ tan arrimada al latín flamma ‘llama, calor del fuego’, de primitiva raíz indoeuropea.

GALLEGÁ [gayegá] nom.  lluvia escasa

Lluvia por lo general de poca consideración que acarrea el aire gallego.

  • De gallego ‘viento del norte’.

GALLEGO [gayégo] adj.  cierzo

Viento del norte o del noroeste.

El aire gallego es el ramajo del cielo.

FAM. gallegá.

  • También en Castilla se dice del ‘viento cauro o noroeste, que viene de la parte de Galicia’. U. t, c. s.

HARREAR [harreá] vbo.  pegar   

Calentar el sol con demasiada fuerza.

  • En VIUDAS solamente como ‘pegar (al ganado)’.

HELÁ [elá] nom.  helada

¡Te mataran las  elás…!

FAM. helao.

  • De helar (lat gelare), de ahí la falta de aspiración, con caída de la d intervocálica.

HOROSCO [horóhko] adj.  oscurecido, crepúsculo

Cuando la luz desaparece casi del todo y solo una leve claridad permite ver el contorno de las cosas

Como era ya horosco no pude distinguir quién era.

  • Aunque se aplica con preferencia al crepúsculo vespertino, también puede referirse al crepúsculo matutino. VIUDAS recoge al lubrican ‘al rayar el día’ que tomamos como punto de partida y del que ya COVARRUBIAS (TESORO 1611) decía que era ‘aquel momento del crepúsculo en que se va mezclando la luz con las tinieblas… porque el pastor no acierta a divisar si el animal que ve es su perro o es el lobo’ y es que esta palabra, que viene de lubicán, compuesto de lobo y can, significa literalmente ‘entre lobo y perro (lat. lupus canis) y fig. ‘entre dos luces’. En VIUDAS también aparece a loh lubricanoh y a loh lobrihorco en el que se produce  un cambio de cano por hosco ‘de pelo muy oscuro’. En CORREAS aparecen ya las formas lubrihosco y lobrihosco ‘anochecido, oscuro’… (de lóbrego y hosco), qué a través de otras extremeñas más desgastadas  como obriosco y orihosco ‘crepúsculo principalmente vespertino muy avanzado’ se nos quedó en horosco.

IBIERNO [ibiérno] nom.  invierno

  • Verdadero descendiente del lat. hibernu, que el habla rural de algunas zonas aún conserva; por más que en la lengua general fuera relegado por invierno, falsa corrección del genuino hibierno por imitar a otras que empiezan con el prefijo latino in- de aire mas “culto”. Compárese con el cultismo hibernar.

INTE [ínte] nom.  instante, momento

En el inte, en el mismo instante, al momento, de inmediato, ya.

Dice tu madre que te vayas en el inte.

  • De inter ‘entretanto’ (lat. interim), poco usado según el drae. En Feria es de uso corriente y con el sentido apremiante que tiene la locución gallega no intre ‘al momento’. El sal. LAMANO encuentra inte ‘ínterim’.

_________________________ 

El tiempo y la temperie (L-Z)

LLOVISQUEAR [yobihkeá] vbo.  llover poco

Con poca intensidad pero de forma continua o intermitente. 

FAM.  llovisqueo

  • Frecuentativo, con el sufijo –ear de acción repetida, de un dialectal llovizca y llovizcar ‘llover débil y constantemente’.

NIBLEAR [nibleá] vbo.  lloviznar

FAM. nieblina.

  • De niebla (lat. nebula).

NIEBLINA [nieblína] nom.  calabobos

Llovizna menuda y continua.

  • En DRAE, neblina ‘niebla poco espesa y baja’ y neblinear ‘lloviznar’ en Chile.

OSCURANA [ohkurána] nom.  cerrazón

Oscuridad del cielo cubierto de nubes negras que amenazan tempestad.

VAR. escurana.

  • Tambien en DRAE oscurana ‘oscuridad’.

PANZABURRO [panzabúrro]  panza de burra

Cielo cubierto uniformemente de nubes de color plomizo.

  • De amplia difusión en toda Extr. (VIUDAS, en Badajoz y Arroyo de San Serván). En otras partes  como panza de burra.

PELONA [pelóna] nom.  helada

Especialmente cuando es fuerte a causa del frío intenso.

  • Entonces el campo amanece con esa tonalidad blanquecina del rocío al helarse. Se emplea en toda Extremadura donde se oye: ¡Qué biruje hace esta noche, va a caer una pelona…!  El nombre deriva de pelo, seguramente por los pequeños filamentos de hielo que forma la escarcha cuando la humedad del aire es elevada. Una variante es pelúa. Consecuencia de una buena pelona es el carámbano de los tejados al congelarse el agua que gotea y el que se forma en los charcos. Las heladas o pelonas más temidas son las tardías, que se producen ya avanzado el invierno; de aquí el refrán: Arbolitos que estáis en flor, Dios os libres del aire de la Encarnación. (Con mayor fuerza expresiva e intención enfática que →elá)

PINGAR [pingar] vbo.  mojar, chorrear

pingando:  completamente mojado, empapado

Coge el paraguas que te vas a poner pingando.

  • El DRAE como v. intr con el significado de ‘pender, colgar’ (lat. *pendicare de pendere ‘id’) y, dicho de lo que está empapado en un líquido, ‘gotear’, ya más próximo al de ‘mojar, empapar’ propio de la zona: En ZAMORA VICENTE, pingar ‘gotear, venir empapado, chorrear’ (comp. con el port. pingar). En esta lengua y en gall. pinga ‘gota’ (Bota unha pinga de augardente no café) y pingar ‘gotear’ son de uso corriente. También en LAMANO ‘pringar / gotear’. Según GARCÍA DIEGO, pingar ‘gotear’ se dijo primero de las gotas pendientes de los árboles y canalones. En nuestra localidad se oye en expresiones como ponerse pingando, uso exclusivo del gerundio que rebasa nuestras lindes y se extiende por And. (Pasó un coche y nos puso  pingandito).

REVOCÓN [rrebocón] adj.  cambiante

Aplicado al viento que muda de dirección haciendo retroceder el humo o la paja.

  • De revocar ‘hacer retroceder ciertas cosas’: El viento revoca el humo. (DRAE).

RELAMPAGAZO [rrelampagázo] nom. relámpago grande

RESENCIO [rreséncio] nom.  relente

Humedad que en noches serenas impregna la atmósfera.

Este resencio se le mete a uno en los huesos.

al resencio: expuesto al sereno o aire fresco y húmedo de la noche.

  • En la sierra salmantina se encuentra recencio donde se considera que viene del lat. circius ‘cierzo, viento del norte’ por sus efectos el frío y la escarcha, a través de a través de leonesismos como cencio y recencio ‘rocío, relente, brisa húmeda y fría’ en LAMANO, que recoge además cencellada ‘rocío, escarcha’ y recencellada ‘la niebla húmeda y fría de los días de hielo’. Es la forma que usa GABRIEL Y GALÁN: “y aguantar con el cuerpo el recencio / de por las mañanas…” En Extremadura alterna recencio en el norte con resencio en el sur: En Hervás recencio ‘vaho o evaporación continuada que se produce en los ríos creando humedad constante’; y en Mérida, resencio ‘el frescor de la noche poco después del crepúsculo’ según recoge ZAMORA VICENTE cuya cita reproducimos a continuación: «SANTOS COCO dice ‘aire fresco y húmedo de la mañana, dícese del relente (Sierra de Gata). En Alburquerque, resencio y en Badajoz, recencio (ALEMANY). Con el valor que anota S. Coco parece empleada en Cara al cielo, por GABRIEL Y GALÁN: “y aguantar con el cuerpo el recencio / de por las mañanas…”  Por mi parte, lo he oído aplicado siempre al anochecer». En entornos seseantes como Alburquerque y Fuente del Maestre resensio como ‘el airecillo de la mañana’.  Tal vez emparentados con el protugués recender ‘emanar el ambiente su natural efluvio, frescor o fragancia’.

SEVILLANO [sebiyáno] adj.  ábrego

Viento del sur o suroeste.

Aire sevillano, agua en la mano.

  • Se trata del procendente del golfo de Cádiz donde son frecuentes las borrascas primaverales que descargan abundantes aguaceros en el suroeste peninsular.

SOLATO [soláto] nom.  solazo

Sol fuerte que caldea y se deja caer a plomo.

FAM. solatera

  • Con el suf. –ato/a de cualidad o efecto como caminata.

SOLEJERO [solehéro] nom.  sol intenso

  • De solejar ‘solana’.

SOMBRERO [sombréro] nom.  barda, bardera

Sombrero del tío Noriega es el nubarrón que asoma tras la sierra de poniente.

  • Se considera augurio o presagio de tiempo revuelto. El tío Noriega era un campesino que labraba su parcela situada al otro lado de la Sierra.

VACA-DESOLLÁ [báka-desoyá] nom.  arrebol, nimbo arrebolado

Nublado denso y plomizo enrojecido por los rayos del sol naciente.

Con la vaca-desollá, no salgas a vendimiar.

  • Ya que ocasiona con frecuencia lluvias abundantes y continuadas: “vaca esoyá, a los tres días mojá; y si es castiza, desde el primer día atiza”, según reza el refrán campesino recogido por ZAMORA VICENTE en las cercanías de Mérida, definiendo la expresión como ‘nombre de las rojeces de la puesta del sol’ (En La Zarza, las del amanecer). Se trata de lo que en la jerga de los meteorólogos se conoce como nimboestrato (crepuscular) ‘capa densa de nubes bajas, de color gris oscuro, que provoca copiosas precipitaciones.

_________________________

Evocación del paisaje

Por las tierras de España con las mejores obras de su Literatura.

Así se habla

Diccionario Corito

Extremadura de la A a la Z

En cada villa sus maravilla y en cada lugar su forma de hablar.

Palabras con raíces

Vocabulario Tradicional de Feria (Extremadura)

Soñando caminos

Yo voy cantando, viajero a lo largo del sendero...

LA CORREDERA

Ecos de Feria: Fiestas, eventos y vida cotidiana.

Ser en la vida romero

Romero solo que cruza siempre por caminos nuevos...

Yo estuve aquí

LO QUE HAY QUE VER

Senderos de Feria

Rutas por los paisajes de Feria (Extremadura)

La vida sale al encuentro

Si realmente amas la naturaleza, encontarás la belleza en todas partes (Vincent van Gogh).

Las palabras de la tribu

Tesoro de voces extremeñas empleadas en Feria